fbpx
Oscuro Claro
Una boda con personalidad.

Volvemos con una nueva boda con mucho estilo. Vanesa es de Granada y Arturo de Madrid, pero se conocieron en Mojácar. ¿Cómo? Cada uno, con su grupo de amigos, celebraban despedidas de soltero y de soltera. Lo que no podían imaginar ninguno de los dos, es que serían ellos los que encontrarían al amor de su vida ese mismo día.

Lo cierto es que no cruzaron palabra hasta que coincidieron de forma casual en la barra para pedir una copa. Bueno lo que se dice casual… “Mentiría si dijera que no la seguí con la mirada desde que apareció hasta que se sentó justo al lado nuestro. Los ojos más bonitos que había visto, una sonrisa que atrapa, una chica natural”, recuerda Arturo. Vanesa y Arturo sellaron su amor el 18 de Junio de 2016 en Granada. ¿Queréis conocer los detalles de su boda?

La novia

Tras meses y meses en busca del vestido perfecto, nuestra novia finalmente se decantó por un vestido de Pronovias. ¿Lo que le enamoró? Su elegancia y sencillez. “Hay un momento en el que la novia se prueba un vestido, sonríe, y esa sonrisa le lleva a las lágrimas. Significa que ese es el definitivo”, asegura Vanesa.

En cuanto a los zapatos, optó por unos en tono rosa palo con una tira glitter en el empeine. Vanesa completó su outfit con unos preciosos pendientes de cristal de Swarovski.

Del peinado se encargó Urban Hair (Granada). Para la ceremonia, la novia lució un recogido bajo al que se enganchaba el velo. Aunque, para las fotos, decidió lucir una preciosa melena suelta con olas. Del maquillaje se encargaron los profesionales de MAC.

boda
Sweet Shot Photos by Ana y Rocío
boda
Sweet Shot by Ana y Rocío
boda
Sweet Shot by Ana y Rocío

El novio, por su lado, tras recorrer diferentes tiendas de Madrid y Granada, se decidió por un modernísimo chaqué negro de Javier Cañizares (Granada), conjuntado con una original corbata de topos blancos.

boda
Sweet Shot by Ana y Rocío

La celebración

Esta increíble boda se celebró el 18 de junio de 2016 en los Jardines de Muller (Granada). Un lugar precioso, acogedor y muy romántico, situado en un valle a los pies de la sierra. “Es un lugar que nunca deja de sorprenderte. La naturaleza nos brindó un escenario inmejorable” dice Vanesa.

¿El momento más emotivo? Ambos novios coinciden en que el momento más especial fue cuando sus miradas se cruzaron por primera vez: “Es un día cargado de sentimientos desde que despiertas, pero, sin duda, el más emocionante fue cuando nos vimos por primera vez, cuando cruzamos nuestras miradas llenas de felicidad y cariño, rodeados de nuestra familia. Cuando hablamos de ese instante aún se nos humedecen los ojos”.

boda
Sweet Shot Photos by Ana y Rocío

Los encargados de capturar este fantástico día, mediante unas fotos divertidísimas y muy originales, fueron los profesionales de Sweet Shot Photos by Ana y Rocío.

Los detalles de la boda

Fue una boda totalmente personalizada. Todo, desde el color de la mantelería a las flores del centro de las mesas, cómo se colocaron éstas o la música que sonó daba vida a la historia de Vanesa y Arturo. Hasta las botellas de vino que había en cada mesa, puesto que se trataba de un vino que los novios habían compartido en algún momento con la gente que estaba sentada en cada una de ellas. Cada etiqueta llevaba el nombre del vino y las personas a quienes lo dedicaban.

boda
Sweet Shot Photos by Ana y Rocío
boda
Sweet Shot Photos by Ana y Rocío

Sin duda, fue una boda repleta de detalles, romanticismo y con mucho estilo propio. Vamos, ¡una boda de las que nos chiflan!

¡¡Vivan los novios!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Entradas Relacionadas