fbpx
Fotografía: La Kuriosa
salir con un tauro
solteros en desescalada
Búsqueda Menú

Boda en verano, descubre los pros y contras de un enlace en esta época del año

Atención, novios, vuelve el baile al aire libre a las bodas

El gran gesto con un familiar en esta boda, arrasa en TikTok

Oscuro Claro

¿Te estás planteando celebrar tu boda en verano? Te contamos los pros y los contras a la hora de celebrar un enlace en esta época del año. Toma nota.

 

El verano es, para muchos, una de sus estaciones favoritas: sol, playa, vacaciones, bebidas bien fresquitas… Por eso muchas parejas eligen esta estación para darse el “sí, quiero”. Uno de los momentos más importantes de tu vida será el día de tu boda. Va a ser un día muy especial y emotivo con el que seguro has soñado en más de una ocasión. Ese día tiene que ser perfecto, los invitados tienen que sentirse a gusto y cómodos con el lugar del evento y todo ello conlleva una serie de preparativos: invitaciones de boda originales, elección de la música nupcial o un banquete exquisito. 

Pero antes de empezar con estos detalles, como con la decoración del lugar o la elección del menú de boda, tú y tu pareja debéis tener claro en qué fecha queréis que se celebre vuestro enlace, así como la hora de la boda. ¿Celebración de día o de noche?

Como hemos dicho, el verano es una de las épocas favoritas para celebrar bodas, ya que interfieren varios factores que hacen que muchas parejas deseen celebrar su boda en los meses más calurosos. Sin embargo, aunque celebrar una boda en verano puede tener muchas ventajas, también debemos tener en cuenta los inconvenientes. Si pensamos bien en todo no tiene por qué haber ningún problema. Hoy te contamos cuáles son los pros y los contras de celebrar una boda en verano.

Ventajas de celebrar una boda en verano

1. Estilismo en una boda en verano: invitadas y novias

Una de las cosas buenas que encontramos a la hora de celebrar una boda en verano es la vestimenta. Tanto los novios como los invitados podrán elegir ropa más fresca y, en el caso de las invitadas, esto les ayudará a innovar con sus looks. Una boda en verano ofrece más posibilidades a la hora de elegir un look de invitada perfecto. Vestidos largos, cortos, con espalda descubierta, palabra de honor, monos multiposición, mucho más coloridos que los que se suelen llevar a una boda en invierno.

Lo primero que se nos viene a la cabeza cuando nos llega una invitación de boda es: “¿qué me pongo?” Hay muchas posibilidades de vestidos para ir a una boda en verano. Aquí dejamos algunas opciones para que las invitadas luzcan ideales en una boda en verano:

boda en verano vestidos midi
Diseño: Chrubina

Los vestidos estampados son perfectos para una boda en verano. Se pueden combinar con distintos colores y, en este caso, nos encanta el contraste del verde agua con el naranja. Colores vivos que te harán destacar en cada paso. No podemos olvidar los complementos, muy importantes para realzar un look de invitada.

boda en verano vestidos para invitadas perfectas
Diseño: Pronovias

Este vestido en tonos pastel puede ser ideal para una boda en verano de noche. Tiene un corte asimétrico y su corte sirena, combinado con su juego de colores, lo hacen un vestido muy especial para invitadas. Y si hay que acompañar al novio al altar, aquí dejamos también dos opciones de vestidos para madrina de boda en verano.

vestidos para madrinas
Diseño: Rosa Clará

Los tonos azules son muy utilizados en los looks de madrina.

  • Vestidos de novia

El vestido de boda siempre debe ir adaptado a la temperatura de la estación. Para una boda en verano debes elegir telas ligeras, que permiten una mejor transpiración. Las telas que más se recomiendan para una boda en verano son el macramé, el chiffon, la bambula y cualquier tejido de seda o algodón que permita que el cuerpo transpire. Sobre el corte, los escotes ganan un gran protagonismo en una boda en verano. La espalda descubierta es una muy buena opción para que la novia se sienta cómoda, ligera y fresca. Estos últimos años se ha puesto muy de moda la opción de los segundos vestidos de novia. Puedes lucir uno más voluminoso y discreto para la ceremonia y cambiar tu look nupcial durante el baile por otro más ligero, cómodo y sexy.

vestidos de novia con espalda descubierta
Diseño: Raquel López Atelier
  • Peinados para boda en verano

En una boda en verano hay que sobrevivir al calor, por eso, tanto para novias como para invitadas, lo mejor es recoger el pelo. Todas conocemos esa sensación de tener el pelo pegado (literalmente) a la espalda. No queremos que nuestro pelo se estropee, ni que se rice con el sudor que causa una larga ‘manta’ de pelo. Las que tengan el pelo largo saben perfectamente de lo que hablo. Por eso, lo mejor es recoger nuestro cabello con un moño o semirrecogido.

Para las novias recomendamos los moños bajos, elegantes y sofisticados, decorados con alguna peineta o tiara. Las trenzas y las coletas también se han puesto muy de moda en los últimos años. Las trenzas, por ejemplo, son muy demandadas por las novias y para una boda en verano puede ser una opción perfecta. Para que quede bonita es necesario tener una longitud que permita trabajar y que el pelo no tenga muchas capas, para que los mechones no salgan del trenzado. Es un peinado perfecto para vestidos de novia escotados en la espalda. Además, la trenza tiene muchas variantes. Puede ser sencilla, de raíz o de espiga. ¡Elige la que más te guste!

boda en verano peinados para novias
Fotografía: Miriam Alegría

¿Y para las invitadas a una boda en verano? Las trenzas también son ideales para las invitadas, al igual que las coletas, una de las opciones más sencillas. Si tienes un vestido de invitada recargado, opta por un peinado tan sencillo como una coleta. Es fácil de hacer, favorece y es muy cómoda. Nosotras nos quedamos con la coleta baja y desenfadada, soltando algún mechón en la parte delantera, o la coleta con ondas, ¡súper bonita!

No podemos olvidarnos de los complementos en el peinado de las invitadas. Para una boda en verano puede ir genial una pamela. Quitará gran parte de sol y conseguirá que el estilismo deslumbre aún más. Las invitadas también pueden llevar tocados o diademas. Las flores están muy en tendencia, ¿por qué no llevar una coleta y una diadema que combine flores y pedrería? Aquí te dejamos un artículo con diademas bonitas para invitadas sofisticadas. 

diademas para invitadas
Fotografía: La Más Mona
  • El novio y los invitados

El novio y el resto de los invitados también deben elegir adecuadamente su vestimenta. Ellos no tienen tantas opciones, por eso los trajes de novio para boda en verano deben ser de algodón o lino, al igual que los trajes de invitados. Las corbatas puede ser opcionales, al igual que el chaleco, aunque debemos estar pendientes del dress-code de una boda en verano. Quizás los novios quieren que los invitados luzcan trajes claros o que todos lleven corbata. Recordamos que las flores son fundamentales en una boda en verano, ¿por qué no lucirlas en tu corbata? Los estampados veraniegos son solo para los invitados más arriesgados.

2. Distintas opciones de boda

Boda en verano sí, pero, ¿dónde? A la hora de organizar una boda en verano se nos abre un gran abanico de posibilidades: boda en jardín en verano, boda en una playa, en una gran finca… Las opciones pueden ser infinitas. Elige el entorno que siempre habías soñado. ¿Una boda en verano y en la playa? ¡Et voilà!

boda en verano decoración para boda en la playa
Fotografía: Miriam Alegría

3. Decoración

Nos alejamos ahora de los diferentes estilismos para seguir comentando las ventajas de una boda en verano: la decoración. El verano está lleno de flores, de colores naturales, vivos e intensos. Es una época llena de magia y de aroma y debemos de mimar mucho cada detalle para crear un ambiente acogedor y dulce. Si te casas por el día, recomendamos hacer una copa de espera en el exterior y banquete en un salón interior para evitar las altas temperaturas. No dudes en recurrir a las carpas de boda, tus invitados lo agradecerán.

boda en verano iluminación de boda
Fotografía: cedida por Grupo EJ Eventos

Si quieres que tu celebración sea completamente exterior y celebrar una boda en un jardín en verano, puedes ubicar una gran carpa en la zona del banquete. Los invitados quedarán resguardados del sol y, además, te salvará de cualquier contratiempo. Las bodas al aire libre tienen un encanto especial, pero hay que estar preparados para cualquier imprevisto. En cuanto a la iluminación, si se celebra una boda en verano hay que tener en cuenta que los días son más lagos, por lo que se puede aprovechar la estupenda luz que nos brinda el sol en verano para las fotografías. Este punto no es bueno ni malo, todo dependerá de lo que la pareja busque, pero en verano se puede aprovechar más el día y parecerá que la fiesta no termina nunca.

Los últimos rayos de sol pueden ofrecer un atardecer perfecto y luego podrás sorprender a tus invitados con una bonita iluminación: guirnaldas de luces, velas y candelabros para conseguir un ambiente de lo más romántico. O una cena especial bajo las estrellas.

4. Variedad de colores

Tonos pastel, colores anaranjados, rosas chillones, estampados de flores… En una boda en verano los colores toman protagonismo, no solo en los vestidos de las invitadas, también en la mantelería de las mesas de bodas, en la decoración general e incluso en la comida.

banquete de boda
Fotografía: Javier Gurrea

5. Vacaciones

Esto puede ser tanto una ventaja, como una desventaja. Muchos invitados podrán asistir sin problema a tu boda, incluso uno que venga de la otra punta del mundo. Y otros, no podrán asistir por el mismo motivo. En esta época, los invitados podrían tener ya reservadas sus vacaciones de verano, sobre todo si tienen pensado hacer un viaje largo. Por eso es muy importante repartir las invitaciones con antelación, para que los invitados no tengan compromisos. Si esto no sucede, tampoco podemos enfadarnos en caso de que alguno de ellos decida continuar adelante con sus planes ya cerrados.

6. Photocall y música en directo

Si organizas una boda en verano en el exterior, no puedes olvidarte de la música en directo. Animará a todos los invitados y no tendrán excusa para no bailar. Noche veraniega, ricos cócteles y buena música. ¿Qué más se puede pedir?

boda de la semana Natalia y Javier
Fotografía: AHR Photos

7. Menú ligero

El menú de boda dependerá de la estación en la que se celebre. No será lo mismo la comida de una boda en verano que el menú de una boda en invierno. Las ensaladas, las brochetas de fruta y las estaciones de embutido o sushi, que está muy de moda últimamente, deleitarán el paladar de tus invitados.

boda en verano estaciones
Fotografía: Liven Ph

Las bebidas frías, los cócteles y los helados serán todo un reclamo en un boda en verano. Sal de lo común y ofrece una gran variedad de postres fríos a tus asistentes. Frutas de la temporada, que con sus llamativos colores también decorarán suculentos rincones, helados de varios sabores, limonada helada, sorbetes y cócteles que combatan el calor disponibles en todo momento. Y no te olvides de la tarta, en una boda en verano los sabores cítricos serán bienvenidos.

8. Detalles de lo más acertados

Existen detalles con los que no fallarás en una boda en verano: los abanicos, pai-pais, las sombrillas o los sombreros pueden ser el mejor regalo para las invitadas. Así como un abridor que incluya la fecha de la boda o las iniciales de los novios. Nada mejor para abrir las cervezas más frías en un día de calor.

regalos para los invitados
Fotografía: Esporas Wedding

Desventajas de una boda en verano

Como ves, una boda en verano tiene muchas ventajas pero también tiene algunos inconvenientes, nada que no se pueda solventar sin problema:

1. Maquillaje

El calor puede afectar al maquillaje y a su duración. A veces el maquillaje no aguanta las altas temperaturas por eso recomendamos llevar un maquillaje lo más natural posible. No olvides aplicar un fijador después del acabado. Otra opción que recomendamos es llevar a tu maquilladora a la boda, así te podrá retocar el maquillaje siempre que lo necesites.

2. Ramo de novia y flores

Con el calor, las flores pueden verse feas en cuestión de unas horas. Te recomendamos que pidas un ramo de flores preservadas. Estas se mantendrán perfectas durante todo el día y, además, podrás guardarlo en casa de recuerdo con estos consejos. No hay limitaciones en cuanto a color, podrás elegir las flores preservadas que más te gusten.

boda en verano pamelas para novias
Fotografía: James Richardson Fotografia

3. Lluvia

Este inconveniente estará siempre presente. El tiempo es impredecible, por eso no debemos dejar ningún cabo suelto. Si quieres que tu boda en verano se lleve a cabo en el exterior, deberás contratar una carpa para evitar contratiempos como ya hemos dicho antes.

4. Los precios

El verano es una de las épocas más demandadas para bodas, por lo que los precios suelen ser más altos y las fechas más escasas. No es raro que las parejas que quieren celebrar su boda en verano opten por celebrarla un viernes. Esta es una forma de conseguir mejores precios y una mayor disponibilidad, aunque puede hacer que el número de invitados baje. Lo ideal para no llevarte una sorpresa con los precios es hacer un presupuesto, para ver el dinero que os podéis gastar tú y tu pareja y sobre eso ir organizando cada detalle.

Ahora que ya conoces las ventajas y desventajas de celebrar una boda en verano, solo tienes que decidir y escoger tu fecha favorita para tu futuro y soñado enlace.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Entradas Relacionadas