fbpx
Búsqueda Menú

Muguet o lirio de los valles: ¿qué significan las flores del ramo de Tamara Falcó?

Este verano, ponte guapa con las mejores propuestas beauty

Zapatos de otoño para invitadas 2023: las opciones más ideales

Oscuro Claro

El estilismo nupcial que Tamara Falcó lució en su boda con Íñigo Onieva está siendo analizado al milímetro. Desde la elección del vestido, con un parecido innegable al que lució la reina Letizia Ortiz en su boda en 2004 con el monarca Felipe VII, pasando por todos sus complementos.

Entre ellos, el ramo de flores que la Marquesa de Griñón lució ha sido una de las polémicas que más críticas y alabanzas ha suscitado. Lejos del gusto de cada uno, el ramo de novia que Tamara Falcó portó en su gran día está cargando de un gran simbolismo y una conexión con las royals.

Muguet, la flor de la realeza

También llamado lirio del valle, esta delicada flor se asemeja con la forma de una campana. Posee un aroma muy especial en el que se funden las notas dulces con el cítrico, dejando una estela de matiz jabonoso muy característico.

Esta flor crece de forma natural en las zonas húmedas y sombrías del bosque y pertenece a la familia Asparagacea y es una hierba perenne.

Su reputación le precede y es que el muguet simboliza la “felicidad reencontrada” y la “buena suerte”, un significado que bien podría representar los obstáculos que Tamara e Íñigo han superado hasta llegar al altar.

La conexión del ramo de Tamara Falcó con la realeza

Para entender a sus orígenes, hay que remontarse hasta la Edad Media, concretamente, hasta el año 1560. Cuenta la leyenda que Carlos IX y su madre Catalina de Médicis estaban de viaje en Le Dauphiné. Allí, el caballero Louis de Girard de Maison Forte le ofreció a Carlos un ramo de muguet, quien quedó prendado por la flor y decidió regalar a las damas de su corte un ramillete de muguet cada primero de mayo.

La costumbre se extendió rápidamente llegando hasta nuestros días en los que, cada primero de mayo que coincide con la Fiesta del Trabajador y la Concordia Social, es tradición regalar un ramillete para desear buena suerte a las personas.

Han sido muchas las royals las que han decidido incorporar esta flor a su ramo nupcial. Entre ellas, Kate Middleton, Meghan Markle o Letizia Ortiz.

Fue la actual Princesa de Gales, Kate Middleton, la que apostó por lucir un ramo de flores más pequeño de lo que en esos años era tendencia.

Algo que animó a otras novias a lucir este tipo de complementos de otras dimensiones y que perpetuó Meghan Markle, quien lució un pequeño ramillete de muguet muy parecido al de Tamara Falcó.

En su boda el 22 de mayo de 2004, la reina Letizia Ortiz lució un ramo que sorprendió a todos por su gran belleza y simbolismo. Optó por un ramo tipo cascada compuesto por rosas isabelinas, la flor del manzano, en homenaje al Principado de Asturias, flor de azahar, en tributo a la Condesa de Barcelona y doña María de las Mercedes de Orleans y Borbón, y lirio del valle.

Un ramo muy especial digno de princesas. Clásico y atemporal, es ideal para contemplarlo siempre como opción para las novias más tradicionales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entradas Relacionadas