fbpx
Oscuro Claro

Es un tema muy delicado a tratar y por eso recurrimos a diferentes estudios para abrir este debate. ¿Cuándo hay que contar una infidelidad a la pareja?

La infidelidad es un tema muy delicado a tratar. Mientras que una sección de la población sigue abogando por las relaciones tradicionales en las que la fidelidad es un requisito imprescindible, existe otro sector que considera la fidelidad como algo totalmente prescindible. Por cierto, este grupo de gente está aumentando exponencialmente.

¿Qué hay que tener en cuenta en una infidelidad según los estudios?

Hay que diferenciar entre los diferentes tipos de infidelidad:

  • La sexual. Es la más conocida y se da cuando el engaño se produce en el terreno sexual, sea una interacción física o no. Es decir, puede ser desde un acto erótico, un beso, el acto sexual…
  • La emocional. Se da cuando la persona infiel se enamora del amante, se haya dado o no la interacción sexual.

Cuando se llega a esta situación, la persona infiel se hace la eterna pregunta: “¿Es mejor contarlo o no?” Pues bien, hay estudios que avalan que, en algunas ocasiones, lo mejor sería no contarlo. Laura Rojas–Marcos trata en su libro “Convivir y compartir” este tema tan delicado.

Fotografía: Freepik

Si ha sido un hecho aislado lo más recomendable es… no contarlo. Según apunta la autora, hay personas “sincericidio” que expresan verbalmente todo lo que piensan sin poner ningún filtro. Esto quiere decir que si confiesas tu infidelidad, la otra persona se puede sentir dolida, generar desconfianza, falta de confianza en sí mismo… La autora indica que para superar la crisis interna del infiel, lo mejor sería preguntarse qué se estaba buscando en la otra persona y por qué sucedió tal cosa.

En cambio, hay situaciones que necesariamente necesitan ser contadas. Una de ellas es, evidentemente, cuando el infiel se ha enamorado del amante. En segundo lugar, si se han mantenido relaciones sexuales sin protección. Aunque haya sido solo una vez, la autora precisa que es obligatorio comunicárselo a la pareja.

En último lugar, si la pareja sospecha que se haya cometido una infidelidad, a fin de que no se convierta en un verdadero martirio para él o ella.

En los últimos días, el debate se ha avivado más que nunca. La infidelidad provocada por parte de Iñigo Onieva hacia Tamara Falcó es el tema del momento.

En ese caso, partimos de una persona (Tamara) que siempre se ha declarado devota de la religión católica, conservadora y partícipe de las relaciones más tradicionales. Entonces, ¿crees que Onieva le debería haber contado lo que había sucedido o apoyas que si se trata de un hecho aislado no es necesario? Y, por último, ¿le contarías a tu pareja que le has sido infiel?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entradas Relacionadas