ESTÁS EN:

shares

Imagina que tus amigos te han invitado a una boda. Cuando estás a punto de empezar a buscar tu outfit, los novios te informan del único requisito pero indispensable: Es una boda naturista por lo que todos los trajes están vetados. Y la ropa interior, también. 

Pues esto es lo que ocurre el próximo 12 de octubre en Londres. Mientras en nuestro país estaremos disfrutando de nuestra Fiesta Nacional, un enlace muy especial estará transcurriendo.

naturista

Visto en Pinterest

La boda naturista en la que ningún camarero quiere trabajar

Sin embargo, a dos días de la boda, los novios están sufriendo uno de los mayores dramas que una boda puede presentar: No tienen personal. No hay nadie que esté dispuesto a servir el cóctel, ni la barra libre, ni nada. Bueno, seguro que sí hay camareros dispuestos a hacerlo, pero no hay tantos que quieran hacerlo desnudos.

Y es que el sueño de estos novios es conseguir una boda 100% naturista y claro eso también implica que el profesional vaya desnudo. Los londinenses cuentan que ya habían conseguido en dos ocasiones reunir al personal necesario para organizar su boda pero que, finalmente, todos se habían echado atrás. De hecho, han sido 3 grupos de camareros los que les dieron el ‘sí, quiero’ inicialmente pero, al final, les dejaron plantados.

Ante este estrés, esta pareja ha decidido pagar a más de 30 euros la hora a los camareros para, de esta manera, conseguir reunir a las personas necesarias para que todo salga adelante. Si preparar una boda ya es difícil, imaginad como sería si nadie estuviese dispuesto a trabajar en ella. Además, no podemos pasar por alto la fortuna que estos novios van a invertir para conseguir el personal de su boda. Todo lo que podíamos pensar que se iban a ahorrar con el vestido de la novia, el traje del novio, los zapatos, la ropa interior… Finalmente, lo van a acabar invirtiendo por otro lado.

Y vosotros, ¿Celebraríais una boda naturista? Y, en caso de que la respuesta sea sí, ¿Obligaríais a que todos vuestros invitados fueran desnudos? ¿Podríais pasar por alto que los camareros sí llevaran ropa en el caso in-extremis de estos novios? Esperamos que finalmente esta boda salga adelante y también, que este fin de semana ocurra una especie de milagro en Londres y que el Sol esté presente. ¡No nos podemos imaginar la pulmonía que pueden coger esos invitados!

Comentarios

Relacionados

2020 LuciaSeCasa Ediciones Lisa Tarín. Todos los derechos reservados.

X