ESTÁS EN:

shares

Andrea y Joseph se conocieron en el trabajo pero, ¿cómo comenzó su historia de amor? ¿Y su boda? Os contamos todos los detalles de su mágico enlace.

 

Tanto Andrea como Joseph son ingenieros y, aunque trabajan en distintos departamentos, coincidían en muchos proyectos. En las cenas de Navidad siempre acababan hablando y tomando copas juntos. Andrea le llamaba «Christmas drinking buddy». Un día, Andrea se apuntó a un gimnasio sin saber que Joseph también entrenaba ahí. Comenzaron a hablar fuera de la oficina y Joseph se atrevió a invitarla a un café. Así comenzó su historia de amor.

Boda Andrea y Joseph

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

La pareja selló su amor en una preciosa boda que se celebró el 2 de agosto de 2019 en Álava.

Andrea y Joseph: los novios

  • El vestido de novia

El vestido era todo una joya, una creación de Alicia Rueda. Andrea la seguía en Instagram desde hacía tiempo y ella fue en la primera diseñadora en la que pensó. De ella le gustaba que, aunque todos sus vestidos tienen un toque personal, se adapta al estilo de cada novia. Por lo que no tuvo ninguna duda. Fue un diseño mágico. A Andrea le costó entender cómo una persona que la conocía de tan solo dos minutos pudo adivinar lo que quería y mejorarlo en un momento con lápiz y papel. Alicia Rueda fue la persona que necesitaba nuestra novia. La diseñadora consiguió convertir las ideas de Andrea en el vestido más especial. «Si a todo esto le sumas su cercanía y su capacidad de entender a la gente…» Andrea solo tiene buenas palabras para su diseñadora.

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

Nuestra novia quería un vestido en crep, con manga y escote cuadrado. Su idea inicial era llevar sobrefalda para darle un toque romántico y luego quitársela para estar más cómoda. Sin embargo, Andrea se probó una y Alicia Rueda y ella se dieron cuenta de que eso no iba con su estilo. Fue entonces cuando pensaron en una capa. Andrea se dejó llevar por las ideas de Alicia Rueda, a esas alturas del proceso ya sabía que podía confiar en ella con los ojos cerrados. Finalmente eligieron una tela con hojas en relieve preciosa. En la siguiente prueba, cuando Andrea se puso la capa, quedó totalmente enamorada. Era justo lo que quería, con un toque romántico pero ligero, nada recargado y súper especial.

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

  • Los complementos

Andrea llevó un tocado de Annita Ribbon en tonos bronce con toques dorados y burdeos, a juego con los zapatos y el ramo.

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

Un adorno sencillo que daba un toque muy especial a su peinado.

  • Maquillaje y peinado

Arrate, de Alma de Belleza, se ocupó del maquillaje natural de Andrea, con los ojos en colores tierra y los labios en tono nude. Esther Torralbo realizó el peinado, una trenza preciosa que le permitió llevar el pelo recogido de una forma muy juvenil.

  • Los zapatos

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

Andrea lució unas sandalias de Just-ene en color burdeos y de terciopelo. «Las hormas de esta firma son una gozada y tienen infinidad de detalles para personalizar tus zapatos», nos cuenta la novia. Y lo más importante de todo, los zapatos son comodísimos. Andrea podía haber aguantado toda la noche con ellos, pero se compró unas alpargatas de Manebi preciosas. Las dos últimas horas de baile se cambió.

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

  • Las joyas

Andrea tan solo llevó su anillo de compromiso, un solitario sobre ro amarillo, y unos aros de oro algo gorditos, un regalo de sus padres por su 30 cumpleaños. Nuestra novia quiso ir sencilla.

  • Las flores

De las flores se encargó Mar, de Bodas Garden Center. Mar le inspiró mucha confianza e inmediatamente se dejó guiar por ella. Andrea quería su ramo con verde olivo y eucalipto para seguir el estilo de las invitaciones, y con toques burdeos y rosa pastel. Mar lo hizo tal cual.

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

Para la decoración, Andrea no tenía ninguna idea específica. Solo quería que quedara bonito y acorde a la paleta de color de la boda, en verdes apagados. Aparte de las mesas y el ramo, hicieron el seating plan y un rincón de bienvenida que quedó muy bonito. Ahí nuestros novios colocaron abanicos y cubretacones. También se encargaron de decorar la escalera por donde se entraba al comedor.

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

  • El novio

Joseph se hizo el traje en Scalpers. Era azul marino oscuro con el chaleco del mismo color y una corbata con estampado pisley. «¡Iba guapísimo!», dice nuestra novia. La corbata fue el regalo de compromiso de Andrea, ya que el novio no usa reloj.

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

  • La madrina y la madre de la novia

La madrina iba muy elegante con un vestido en azul marino con complementos en rosa palo. La madre de Andrea también iba espectacular con un vestido que hacía el efecto de una falda y body en rojo y negro de Rosa Clará, con pamela a juego de Annita Ribbon.

La ceremonia y la celebración

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

La ceremonia fue religiosa y se celebró en El Santuario de Nuestra Señora de la Encina, en Arceniaga. Una iglesia preciosa con vistas a un valle verde muy característico del norte. Los novios tuvieron la suerte de que el cura de la iglesia, Polentxi, les dejó compartir la ceremonia con Mark, el padrino de Joseph, que es cura en Inglaterra. De esta forma pudieron tener una boda bilingüe, muy cercana y familiar. 

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

La posterior celebración fue en El Palacio El Molinar, con catering de Bokadobodas. Lo mejor de El Molinar, nos cuenta la novia, es la casa indiana en Gordexola rodeada de unos jardines preciosos. Leire fue la encargada de todo, ella ayudó a los novios durante la organización de la boda, coordinó a todos los proveedores y estuvo allí en todo momento para que todo saliera perfecto.

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

El cóctel en los jardines fue ideal, cuenta la novia. «Un día radiante y una comida de mención por casi todos los invitados»

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

  • Las invitaciones y los regalos

Ellos mismos hicieron toda la papelería, minutas, meseros, tarjetitas… Todo con una misma temática: las hojas de olivo. Los meseros y el seating plan eran sitios que representaban algo para los novios. Buscaron fotos de cada lugar y Joseph las dibujó. La mesa presencial se llamaba St. Ives, el pueblito pesquero donde pasaron su primera escapada juntos y donde supieron que eran los definitivos.

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

Como detalle para los invitados, dieron a elegir entre una botellita de AOVE y un mini olivo para plantar, ambos de Regalos Ecology. Una gran idea para que sus invitados los recordaran siempre.

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

Otra cosa que hicieron nuestros novios fueron los muñequitos de la tarta. Andrea le pidió retales del vestido de novia a Alicia Rueda y consiguió hacer una copia en miniatura de Joseph y de ella. ¡Quedaron muy chulos!

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

  • Los momentos más emotivos

Por un lado, la entrada de Andrea a la iglesia, aunque duró poco porque el padre de Andrea iba rapidísimo de lo nervioso que estaba. Por otro, el momento de los discursos. Una de sus mejores amigas, Patricia, el «bestman» de Joseph, Chris, y Joe se encargaron de ello. «Cada cual más bonito y emotivo», dice nuestra novia. «A más de uno se le cayó la lagrimita». 

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

Además, los novios nos cuentan que a lo largo de la comida hubo muchos momentos bonitos más, como el cumpleaños de una de sus mejores amigas, la entrega de un ramo a la abuela de Joseph y los regalos en agradecimiento a los padres. O la entrega del ramo de novia a Ruth, la mejor amiga de Andrea desde los 5 años.

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

  • Fotógrafo y videógrafo

Mick Habgood fue el encargado de captar los momentos más mágicos de la boda. Andrea lo conoció por Instagram y le encantaba la naturalidad con la que trabajaba. Además, el hecho de ser australiano hacía que se pudiera entender perfectamente con nuestros novios y con la familia de Joseph, un punto más a su favor.

Boda Andrea y Joseph.

Boda Andrea y Joseph. Fotógrafo: Mick Habgood

Del video se encargó Álvaro Santos. Nuestros novios le conocieron porque se encargó también del video de boda de una amiga, les gustó tanto que no lo dudaron un segundo. Congeniaron enseguida con los dos profesionales en la pre-boda y nuestros novios quedaron muy contentos con los recuerdos tan bonitos que tienen gracias a ellos.

Boda Andrea y Joseph.

  • Luna de miel

Nuestros novios pospusieron su luna de miel a julio de 2020. Harán un safari por Kenia seguido de unos días de relax en las Seychelles. Andrea es una amante incondicional de los animales, por lo que este viaje es perfecto. Eso sí, después de la boda se escaparon 5 días al norte de Ibiza, a disfrutar de la tranquilidad y las calitas. ¡Era justo lo que necesitaban!

TAGS:

Comentarios

Relacionados

2020 LuciaSeCasa Ediciones Lisa Tarín. Todos los derechos reservados.

X