ESTÁS EN:

shares

¿Estás pensando en contratar un DJ o una banda de música para tu boda? Probablemente hayas escuchado pormenores y malas experiencias que lo desaconsejan. Aquí encontrarás toda la verdad sobre los principales mitos de la música nupcial.

 

En cuestión de música para bodas hay infinidad de opiniones y experiencias dispares. A menudo habrás oído que algo que se contrató para enriquecer la fiesta resultó ser una experiencia desastrosa, que estuvo a punto de arruinarla. Además, circulan infinidad de mitos de la música nupcial que pueden hacerte dudar a la hora de elegir la mejor opción para tu día B.

Si temes escuchar un repertorio diferente al que desearías para el día de tu boda, y eso te echa para atrás a la hora de decidirte por un DJ o una banda de música, no temas. No tendrás un control absoluto sobre cada canción reproducida, pero si comunicas tus preferencias claramente y de manera temprana, obtendrás un resultado bastante próximo al deseado. Busca bien y confía en los profesionales que elijas.

mitos de la música nupcial

Fuente: Pinterest

Di adiós a estos 10 mitos de la música nupcial

1. Los DJ siempre hablan demasiado
Seguramente te hayan contado casos de DJ que, en un intento erróneo de actuar como maestros de ceremonia, hablaban más de la cuenta, con resultados vergonzosos. Sin embargo, un DJ con experiencia en bodas hablará únicamente cuando sea apropiado y para decir algo importante.

Para que el DJ no abuse de su proximidad al micro, debéis ser claros especificando cuándo queréis que hable y cuando no, y explicándole lo que consideráis innecesario o fuera de lugar. Lo ideal es que planifiquéis con él sus intervenciones con antelación.

2. Las bandas de música hacen demasiados descansos
Uno de los temores y de los mitos de la música nupcial más comunes es ese que dice que las bandas de música realizan descansos de 15-20 minutos tras cada 40-45 minutos de actuación, que ocupan con cd’s recopilatorios que aburren a los invitados y les llevan a abandonar la pista de baile.
Nuestra recomendación es que negocies con la banda su tiempo de inactividad, y que acordéis una manera más adecuada de escalonar los descansos, de modo que haya música en vivo durante toda la noche. Tal vez os suponga una tarifa adicional, pero vuestros invitados estarán animados todo el tiempo y la pista de baile permanecerá llena.

mitos de la música nupcial

Fuente: Pinterest

3. Los DJ de bodas pinchan melodías cursis y trasnochadas
Esto no tiene por qué ser así. Solo tienes que comunicarle vuestros gustos con claridad y suficiente antelación. No confíes únicamente en términos como “música de baile” “rock” o “canciones lentas”. Sé más precisa para que no haya malinterpretaciones. Lo ideal es que como novia puedas personalizar la lista de reproducción en la medida de lo posible, y proporcionarle un listado de temas que no te gustaría escuchar en tu boda bajo ningún concepto. Un buen DJ entenderá tu deseo de personalización y se adaptará a él sin dificultad.

4. Los novios tienen que tener el control absoluto de la música
Esto no es del todo cierto, y debe servir como advertencia al punto anterior. El DJ debe saber el género musical en el que estáis interesados y si tenéis deseos musicales particulares, además de conocer lo que no queréis escuchar. Pero hasta ahí. Ellos son los profesionales y hay que dejarles elegir la manera de mezclar la música. Al fin y al cabo, su trabajo es mantener a la gente en la pista de baile y saben cómo conseguirlo. Si eliges un profesional para tu boda, confía en él.

mitos de la música nupcial

Fuente: Pinterest

5. Las bandas adoran los bailes en línea
Otro de los mitos de la música nupcial que más habrás escuchado. Y tú no estás dispuesta a escuchar congas ni paquitos chocolateros en tu boda. Tienes dos opciones, especificar tu deseo a la banda, o pedir que te pasen vídeos de youtube o cualquier otro material que te permita ver cómo actúan en eventos similares. Alterar el estilo de una banda no es tan sencillo como pedir a un DJ que se adapte a tus gustos. Generalmente cuentan con un repertorio concreto y, si no va con tu estilo, lo mejor es cambiar de grupo.

6. Una banda no puede ofrecer suficiente variedad musical
Depende de su calidad. Hay bandas tremendamente versátiles, sobre todo las que cuentan con varios vocalistas de ambos sexos. Aunque una banda esté especializada en un género musical, lo normal es que, como músicos profesionales que son, sean capaces de alejarse un poco de su nicho y ofrecer variedad.
Si te gustaría escuchar canciones que no están en su repertorio, puedes pedirles que las aprendan antes de la boda. Si lo solicitas con suficiente antelación, es más que posible que puedan aprender entre 3 y 5 temas nuevos para ti.

7. Un DJ te ahorrará dinero
Es cierto que en líneas generales un DJ puede costar menos que una banda, pero esto no es siempre así. De un DJ de primer nivel puedes obtener extras. Por ejemplo, hablará con el fotógrafo para avisarle de las canciones que va a pinchar a continuación para que éste pueda capturar los mejores momentos.
También es cierto que un DJ de renombre puede ir en dirección opuesta a lo que buscas para tu boda, y puede ser más difícil personalizar su repertorio para adaptarlo a tus gustos.

8. Contratar un grupo que toque en un pub o en un club nocturno puede ser una buena idea
No es cierto. Lo más inteligente es contratar un grupo con experiencia en entretenimiento nupcial, que sea capaz de adaptarse a tu variedad de invitados. Salvo que solo vayan a asistir jóvenes a tu boda, que no es lo más frecuente, lo ideal es que el grupo elegido sea capaz de tocar canciones que puedan gustar tanto a grandes como a pequeños.

9. Tienes que elegir entre DJ o banda, no puedes quedarte con ambas cosas
Eso lo decide tu presupuesto en realidad. Si puedes permitírtelo, puedes obtener lo mejor de ambas formas de entretenimiento. Puedes dividir la noche en dos partes, por ejemplo, ofreciendo primero la actuación de la banda y dando paso al DJ después. O puedes alternarlos, utilizando al DJ como maestro de ceremonia y haciendo coincidir sus intervenciones con los descansos de la banda.
Si no puedes contratar banda y DJ, otra opción es contratar un DJ y varios músicos en vivo. Algunas compañías ofrecen paquetes, con músicos en vivo para la ceremonia o para abrir el baile, por ejemplo, y DJ durante la barra libre. Hay infinidad de posibilidades.

mitos de la música nupcial

Fuente: Pinterest

10. Las canciones lentas deben sonar antes que las rápidas
Algunas parejas piden que sus animadores interpreten canciones más antiguas primero para agradar a sus invitados mayores y pasan a los éxitos más actuales después, para que los invitados jóvenes aguanten bailando hasta el final. Pero puede ser más divertido para todos intercalar todo tipo de temas, épocas y velocidades musicales. Mantendrá a todos los invitados activos durante toda la fiesta.

Una vez aclarados todos estos mitos de la música nupcial, ¿estás dispuesta a contratar profesionales de la música para tu boda?

Comentarios

Relacionados

2020 LuciaSeCasa Ediciones Lisa Tarín. Todos los derechos reservados.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
X