ESTÁS EN:

Índice de contenidos

Tener sexo planificado con tu pareja es una solución a los posibles problemas de apetito sexual. Así lo apoyan psicólogos y consejeros del amor. Establecer un calendario os hará más felices a los dos y explicamos porqué. 

 

«El sexo, según he descubierto, no es simplemente una ventaja más de tener pareja: es uno de los pegamentos de la relación«. Así lo explica Kristen Manieri, escritora y editora de Date Night Guide, un sitio web dedicado a ayudar a las parejas.

Y es que, cuando dos personas que se quieren dejan de tener relaciones sexuales, éstas se vuelven vulnerables a una serie de amenazas, como son el desapego emocional, la infidelidad o incluso el divorcio.

Además, tras el matrimonio, la convivencia o los hijos, la vida para ambos cambia y el apetito sexual pasa a un segundo plano. Asumen importancia los momentos de desconexión, la familia o las responsabilidades domésticas… Y ello, según los expertos, es el principal motivo del fracaso entre las parejas.

Sexo planificado

Kristen Manieri no es la única experta que propone el sexo planificado como solución a esta falta de intimidad, apetito sexual o química.También el Doctor Justin Lehmiller,  autor del libro The Psychology Human Sexuality’, defiende que hay muchas parejas que tienen diferencias en cuanto a la frecuencia con la que tener relaciones.

sexo planificado

El cerebro juega constantemente con ese impulso sexual necesario y a la vez, esa voluntad de frenarlo. Por ello es positivo establecerse un calendario sexual y cumplirlo. Aunque no exista la pasión del «aquí te pillo y aquí te mato», entran en juego otros elementos no menos interesantes: lencería, erotismo… En palabras de la propia Manieri: «Durante este tiempo hemos aprendido que, aunque el sexo planificado no tiene nada de espontáneo, le podemos añadir un sentido de novedad incorporando nuevas posiciones o algo de lenguaje picante«.

Ventajas

Algunas ventajas de planificar el sexo:

– Reavivar de alguna forma ese apetito sexual.

-Momentos de intimidad buenos para ambos.

-Ilusión, complicidad, amor…

-Compatibilidad con la rutina.

Puede que al principio pueda resultar incómodo programar algo que tendría que surgir de forma espontánea, pero al incluir en vuestras agendas que vais a tener momentos para los dos, recordaréis cuánto os gusta, y esa cita programada se convertirá en preámbulo de excitación.

HAZ CLIC AQUÍ Y DESCUBRE NUESTRA NUEVA REVISTA:
ESTA VEZ GRATIS, ONLINE E ¡INTERACTIVA!


Comentarios

Relacionados

2020 LuciaSeCasa Ediciones Lisa Tarín. Todos los derechos reservados.

Únete a LucíaSeCasa

Únete a LucíaSeCasa

¡Únete a nuestra newsletter y no te pierdas nada de LucíaSeCasa!

¡Felicidades! Te has suscrito a nuestra newsletter.

X