fbpx
Oscuro Claro

Lo hemos repetido muchas veces. Para tener un cutis cuidado es necesario desmaquillarte bien antes de dormir pero, ¿sabes cómo desmaquillar correctamente tus ojos?

Es muy importante desmaquillarse todas las noches, sobre todo la zona del contorno de ojos. ¿Por qué? Limpiar bien tus ojos evitará la aparición de arrugas en la zona y también te ayudará a cuidar tu mirada. La piel del contorno de ojos es hasta cinco veces más fina que la del resto del rostro y mucho más sensible. No desmaquillar bien los ojos, puede dañar las pestañas debilitándolas y favoreciendo su caída. También es fundamental para evitar que el ojo se seque y prevenir la aparición de orzuelos por la acumulación del maquillaje.

Hoy os queremos dar unos consejos de la mano de Ángela Vigueras, Beauty Coach de Alma Secret para enseñarte cómo desmaquillar tus ojos sin irritaciones ni arrugas antes de tiempo.

Tips para desmaquillar tus ojos paso a paso

Lo más importante es utilizar un producto específico para desmaquillar los ojos, con una formulación hipoalergénica, suave y sin perfumes o alcohol que pueda alterar el pH, como el desmaquillante de ojos suave de Alma Secret.

cómo desmaquillar los ojos
Fotografía: cedida por ipuntocomunicación – Alma Secret
  • Humedece el algodón o disco con agua. Ahorrarás producto y conseguiremos reducir el impacto sobre la zona.
  • Aplica el producto y haz ligeras presiones sobre el ojo sin desplazar.
  • Después arrastra suavemente desde dentro hacia fuera y retira las impurezas.
  • Si te quedan restos, utiliza un bastoncillo humedecido con el producto.

Este desmaquillante elimina el maquillaje y, además, protege y cuida tus pestañas haciéndolas más fuertes y resistentes.

Otra forma para conseguir una cara lavada perfecta es utilizando las toallitas Eco-Towels reutilizables. Son una toallitas de tacto suave y delicado, ideales para el uso diario y la alternativa perfecta a los discos desmaquillantes.

consejos para un buen maquillaje
Fotografía: cedida por ipuntocomunicación – Alma Secret

Son geniales para llevarlas siempre contigo, para desmaquillar ojos y rostro. Solo tendrás que humedecerla y dejar que crezca. Desenróllala, despliega y ya estará lista para su uso. Podrás lavarla y reutilizarla unas 10 o 12 veces.

¡Ideal para todo tipo de pieles, incluso para las más sensibles y delicadas!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entradas Relacionadas