fbpx
Oscuro Claro

¿Te casas? ¿Tienes boda la vista? No importa si eres la novia, la madrina, la amiga o la hermana… Estos consejos para conseguir un buen discurso de bodas te sirven igualmente. 

Si cuando piensas en hablar delante de todos tus invitados el día de tu boda sientes sudores fríos, deberías leer con atención este artículo. Los nervios son perfectamente naturales, y no todo el mundo reacciona de la misma forma. Sin embargo, con un poco de estructura y mucha práctica, podrás vencer tu ansiedad y lograr un increíble brindis de bodas. Según los expertos en protocolo, estos son los mejores tips para saber cómo hacer un discurso de boda.

¿Cómo hacer un discurso de matrimonio?

Lo primero para crear un discurso de boda emotivo es tener claro el mensaje que se quiere dar y cómo transmitir ese mensaje. Empieza contextualizando el momento. Si eres el novio o la novia, puedes comenzar contando cómo os conocisteis. Siempre te recomendamos que no improvises en tu discurso de boda, ya que puedes quedarte en blanco de un momento a otro y más si nunca has hecho discursos de boda. Los nervios pueden pasarte factura. Pero para más consejos sobre cómo escribir el discurso perfecto, aquí te dejamos los mejores tips.

1. Haz un guión sencillo. 
Este consejo es tan fácil de tragar como la copa de champán que tendrás en la mano durante ese momento. La regla fundamental para un buen discurso es: contar lo que se va a decir, cuéntales a los invitados lo que tienes preparado y luego cuéntales lo que has dicho. ¿Por qué? Cualquiera con nervios necesita algo de estructura y orden. De esta manera, cuando tus rodillas comiencen a temblar y tu mente se ponga un poco borrosa, podrás reanudar el discurso siguiendo esa estructura.

2. Evita los temas sensibles.
Evita las anécdotas inapropiadas, el lenguaje grosero, las referencias privadas y las bromas que solo puedan entender algunos. Queremos que todos los invitados “pillen” el discurso de boda gracioso y que todos se sientan partícipes de él.

discurso de boda cómo organizar una boda en la playa
Fotografía: I-Blue

3. Involucra a los invitados

Comienza el discurso con una pregunta clave: “¿Hay alguien aquí…?” Haz partícipe a los invitados para que tu discurso sea más dinámico. Es imprescindible que en este punto involucres al círculo de amigos íntimos de los novios, ya que, seguramente, juntos hayáis protagonizado grandes anécdotas. También es importante que, si alguien ya no está, no crees un clima triste que envuelva de melancolía el gran día de los novios. Dedicar unas palabras a esa persona es necesario pero, no olvides que ese día es para disfrutarlo al máximo y sobre todo, para estar felices.

4. Practica en voz alta a menudo.
Sí, te sentirás un poco tonta hablando frente al espejo pero lo superarás. Estos ensayos te servirán para solventar frases incómodas, en qué temas dar énfasis y hacer una pausa para posibles reacciones de los allí presentes. Cuantas más veces ensayes, más interiorizado tendrás el discurso.

5. Grábate a ti mismo.
Te vendrá bien para ver tus fallos o lo que mejorarías de tu discurso. También verás tu movimientos y podrás comprobar si gesticulas mucho al hablar. Hay que moverse pero con elegancia.

6. Elige un confidente de confianza.
Una vez que ya lo tengas escrito y lo hayas aprendido de memoria, pídele a alguien de tu confianza que te dé su más sincera opinión.

decoración de boda exterior
Fotografía: Silvia Sánchez

7. Llévalo en papel. 
No es malo llevar un apoyo en papel por si los nervios te juegan una mala pasada y tienes que leer o mirar. Así, si tu mente se queda en blanco, podrás volver a retomar el discurso de boda sin problema.

8. Disfrútalo.
Lo has practicado, lo has escrito con el corazón en la mano y ahora solo queda disfrutar de tu momento. Seas novia, novio, invitada, madrina o amiga… Estos consejos para hacer un buen discurso de boda civil te servirán igual tengas el papel que tengas. ¡Ánimo!

¿Qué se dice en el discurso de una boda?

Te hemos dado los consejos para elaborar un buen discurso de boda para mi hermana o un discurso de boda para una amiga, pero…¿qué decir en un discurso de boda?

Es importante que empieces dando las gracias a los novios por el honor de decir unas palabras el día de su boda. Debes ir de lo más importante a lo más emocionante, dejando las lagrimitas para el final. A continuación te damos unas pautas de lo que puedes decir el día que le dediques el mejor discurso de boda a los novios.

trajes para invitados de boda
Fotografía: Júpiter Fotografía
  • Recuerda la pareja tan perfecta que hacen

Hazles saber a todos los invitados que los novios son el uno para el otro. Y, si eres uno de los protagonistas del gran día, diles a todos lo importante que es esa persona para ti y lo bien que coincidís en todo. También puedes hablar de las cualidades de la pareja, aquellas que hacen a cada persona única.

  • Transmíteles lo importantes que son para ti

Quizás estés preparando el “discurso de boda para mis padres”. No dudes en dedicar unas palabras contando lo importantes que son para ti y lo feliz que eres de poder compartir ese momento tan especial con ellos y con todos los invitados. Este puede ser un buen momento para decir a la novia lo guapa que está.

  • Cuenta alguna anécdota

Si eres amigo o amiga de los novios, estamos seguros que tendrás un montón de anécdotas que contar. Haz memoria y cuenta alguna historia divertida pero nunca comprometida. Y, si tienes buen sentido del humor, usa tus recursos para sacar una sonrisa a todos los asistentes y a los novios. Todos se relajarán. Las anécdotas hacen los discursos de boda originales.

  • No te extiendas mucho

Intenta que tus discurso de boda no dure más de tres minutos. No queremos que los invitados se aburran. Es mejor hacer discursos de boda cortos pero con mucho cariño que algo largo y aburrido.

discurso de boda amiga de la novia
discurso gracioso de boda
  • Felicita a la pareja por la nueva etapa

Dales la enhorabuena por su nueva vida juntos y deséales lo mejor. Por supuesto, si el discurso se realiza antes del brindis, no dudes en alzar tu copa con todos los invitados.

Discurso de boda ejemplo

¿Qué tal terminar con este párrafo inspirado en la peli?

Un paseo para recordar
El AMOR es sufrido y considerado, nunca es celoso. El AMOR no es jactancioso o engreído, nunca es grosero o egoísta, nunca se ofende ni es resentido. El AMOR no haya placer en los pecados de los demás y se deleita en la verdad. Siempre está dispuesto a excusar, confiar, esperar, soportar todo lo que venga“.
Las pequeñas grandes cosas de Wilferd Arlan Peterson
“Nunca se es tan viejo para sostenerse las manos. Es recordar decir “Te amo” al menos una vez al día. Es nunca ir a dormir enojados. Es nunca hablar con el otro solo por ser condescendiente; el cortejo no debería terminar con la luna de miel, debería continuar a través de los años. Es tener un sentido mutuo de valores y objetivos comunes. Es pararse juntos enfrentando al mundo. Es formar un círculo de amor que se alimenta en la familia toda. Es hacer cosas para el otro, no en la actitud de servicio o sacrificio, sino en el espíritu de gozo. Es hablar con palabras de apreciación y demostrar gratitud de maneras consideradas. Es no esperar que el esposo use una aureola o que la esposa tenga las alas de un ángel. Es cultivar la flexibilidad, la paciencia, el entendimiento y el sentido del humor. Es tener la capacidad de perdonar y ser perdonados. Es dar al otro un ámbito en el que pueda crecer. Es encontrar espacios para las cosas del espíritu. Es una búsqueda común del bien y la belleza. Es establecer una relación en la cual la independencia sea por igual, la dependencia mutua y las obligaciones recíprocas. Es no solamente casarse con la pareja perfecta, es ser la pareja perfecta”.
vestidos para damas de honor
Fotografía: Carlos Lance
Este texto nos parece ideal para incluir en un discurso de bodas o, por qué no, utilizarlo como discurso para brindis de boda cortos.

Un toque de humor

Después de estas frases de amor bonitas, es hora de poner un toque de humor. Si eres una persona a la que le gusta bromear no pueden faltar frases de amor graciosas en el discurso de tu boda. No queremos que los invitados y los novios lloren todo el rato. Habla de tu pareja de forma cariñosa y cuenta alguna anécdota que haga reír. Las frases de amor graciosas hará más llevadero el discurso y te ayudarán a romper el hielo y calmar los nervios. Encuentra un equilibrio entre las lágrimas y las risas. Aquí van algunas frases de amor graciosas que podrás incluir en tu discurso:

  1. “Pensaba que había salido el sol, pero ahora me he dado cuenta de que simplemente has sonreído”
  2. “El cerebro nace desde que naces, hasta que te enamoras”
  3. “Hay dos cosas que el hombre no puede ocultar: que está borracho y que está enamorado”
  4. “El amor es tan importante como la comida pero no alimenta”
  5. “El amor, como ciego que es, impide a los amantes ver las divertidas tonterías que cometen”
  6. “Si me dieran un céntimo cada vez que pienso en ti…ya habría conseguido dominar el mundo”
  7. “Cuídame, porque tienes competencia”
  8. “El amor es locura temporal curable mediante el matrimonio”
  9. “El corazón es como un manicomio, siempre hay espacio para una locura más”
  10. “Me dijeron que no eras para mí. ¡Justo a mí!, que soy desobediente”
  11. “Eres como la chancla de mi mamá, te veo venir y si me acelera el corazón”
  12. “Eres como una canción en inglés: me gustas pero a veces no te entiendo”
  13. “Muy bonito estar en una relación sana y todo hasta que te pesas y ya subiste 8 kilos”
discurso de boda alternativas al arroz en las bodas
Fotografía: Manuel Tabaco Fotografía

Estas frases sacarán una sonrisa a todos y son perfectas para los discursos de amigos o para dedicárselas a tu pareja.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entradas Relacionadas